Salud y Bienestar

Cuidado de la Piel Infantil

El cuidado de la piel de nuestros hijos es fundamental para su salud y bienestar.

La dermatóloga Katherine Santacoloma, nos ofrece algunas recomendaciones para proteger y cuidar la piel de los más pequeños, ella enfatiza que es crucial enseñar desde pequeños el cuidado frente al sol para prevenir daños futuros en la piel.

  1. Infaltables Para Momentos De Exposición al Sol:
  • Uso de Protector Solar: A partir de los 6 meses, aplicar diariamente un protector solar dermatológico y pediátrico con filtros físicos y minerales. Especialmente antes de salir al jardín o al colegio.
  • Uso de Gorras o Sombreros: Proteger la cabeza y el rostro con gorras o sombreros al estar al aire libre.
  • Ropa de Protección: Optar por ropa de manga larga y con protección UV cuando los niños estén expuestos directamente al sol.
  • Evitar Horas Pico: Evitar la exposición solar entre las 10 am y 3 pm, cuando los rayos UV son más intensos.
  • Caminar bajo la Sombra: Preferir caminar por áreas sombreadas siempre que sea posible para reducir la exposición directa al sol.

2. Hidratación y Cuidado Diario de la Piel:

Además del protector solar, es fundamental mantener la piel hidratada y protegida.

  • Hidratación Diaria: Aplicar una crema hidratante suave una vez al día después del baño para mantener la piel de los niños bien hidratada.
  • Uso de Jabones Suaves: Utilizar jabones suaves como Dove o Johnson’s para bebé, o jabones dermatológicos tipo syndet, especialmente formulados para pieles sensibles.

3. Cuidado Especial para Pieles Sensibles:  Para niños con piel sensible o propensión a alergias, es crucial seguir una rutina cuidadosa de baño y uso de productos adecuados.

  • Baños cortos, menos de 5 minutos, con agua tibia. Asegurar que la piel quede seca y hacerlo suavemente evitando frotar fuerte con la toalla.
  • Uso de de jabón solamente en axilas, genitales, manos y pies y después del baño, crema hidratante en todo el cuerpo.
  • Clave el uso de jabones para lavar la piel que sean suaves.
  • Usar ropa de algodón o lino (evitar lana o sintéticos). Asi mismo, evitar prendas ajustadas y cortar la etiqueta.
  • Después de playa o piscina o hacer deporte, tomar ducha con agua e hidratar la piel.
  • Evitar uso de perfumes o cremas con fragancias.

Proteger la piel de los niños desde una edad temprana es fundamental para su bienestar a largo plazo. Con los consejos de Katherine, las mamás pueden apoyarse para garantizar que sus hijos disfruten del sol de manera segura y mantengan una piel sana y protegida.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *